Responsabilidad mutua es clave para una ayuda eficaz

Posted on 29 November 2011 by admin

Escolares de Ruanda. Crédito: Aimable Twahirwa/IPS

Por Suvendrini Kakuchi

BUSAN, Corea del Sur, 29 nov (IPS) – Delegados de gobiernos y expertos de la sociedad civil, reunidos en esta sure√Īa ciudad surcoreana, destacaron la importancia de la participaci√≥n inclusiva y de la responsabilidad compartida para la ayuda al desarrollo, seg√ļn el compromiso asumido en 2005 en Par√≠s.

En la innovadora¬†Declaraci√≥n de Par√≠s¬†se plantearon objetivos para mejorar la calidad de la asistencia y su resultado. Tres a√Īos despu√©s, para acelerar el avance de la misma, se redact√≥ en la capital de Ghana la¬†Agenda de Acci√≥n de Accra, que propuso asociaciones m√°s inclusivas e impactos que se puedan medir, entre otros puntos.

Representantes de donantes y de gobiernos beneficiarios así como de la sociedad civil remarcaron este martes 29, en la primera sesión del 4 Foro de Alto Nivel sobre Eficacia de la Ayuda al Desarrollo, la importancia de ir más allá de los objetivos técnicos para alcanzar indicadores inclusivos, que suelen basarse en datos sobre reducción de la pobreza.

Abdalah Kigoda, representante del gobierno de Tanzania, remarcó la falta de responsabilidad del parlamento en muchos de los países beneficiarios, donde presupuestos y planificación económica permanecen en el ámbito del Poder Ejecutivo.

“Los planes de desarrollo de los gobiernos apuntan a √°reas elegidas y atendidas por las autoridades que ejercen el poder. El resultado es que hay una lucha con legisladores a la hora de distribuir responsabilidades”, indic√≥

Se considera que los mecanismos de desarrollo para incorporar a diversos actores, incluida la participaci√≥n de ciudadanos en los procesos de decisi√≥n y la implementaci√≥n de asociaciones equilibradas para lograr transparencia y abatir la pobreza, son se√Īales de pertenencia y responsabilidad.

Los conceptos apuntan a fomentar la responsabilidad local a fin de que impulse un desarrollo efectivo con la participación de la ciudadanía. La prueba en Busan será lograr compromisos políticos que fortalezcan el proceso y abandonar una ayuda basada en el desembolso de los donantes.

Estudios realizados tras la reunión de París de 2005 muestran que más de 60 por ciento de los países donantes y de las naciones en desarrollo no cumplieron sus objetivos.

Faumuina Liga, representante del Ministerio de Finanzas de Samoa y jefe del equipo de negociación de su país, comparó la Declaración de París con un pollo al que le dieron libertad para andar a sus anchas, pero con una pierna atada a un poste.

“Nos culpamos cuando las cosas no salen. Pero la clave para lograr que haya responsabilidad es crear un di√°logo entre los actores. No podemos separar donantes de beneficiarios”, subray√≥.

Samoa se convirti√≥ en un pa√≠s que promovi√≥ una cultura de mutua responsabilidad. La isla del oc√©ano Pac√≠fico implement√≥ nuevos mecanismos de coordinaci√≥n para crear un espacio inclusivo y que m√ļltiples actores participen en el desarrollo nacional.

Por ejemplo, organizaciones de la sociedad civil y el sector privado coordinaron esfuerzos para preparar estrategias nacionales en materia de desarrollo, indic√≥ Liga. Samoa ser√° relevado del estatus de pa√≠s menos adelantado en 2014 y, al a√Īo siguiente, se integrar√° a la Organizaci√≥n Mundial del Comercio.

El proceso funcion√≥. Samoa ahora puede discutir una hoja de ruta en materia de desarrollo nacional con los pa√≠ses donantes e instituciones multilaterales de cr√©dito, seg√ļn estudios del¬†Foro de las Islas del Pac√≠fico.

La mutua responsabilidad también es un asunto delicado para los países donantes. Martin Dahinden, director de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación, reveló la presión que tienen de los contribuyentes, quienes esperan mejoras concretas en materia de erradicación de la pobreza en un breve lapso.

“El peligro de la asistencia con poca visi√≥n de futuro es arrancar las frutas de abajo y ver los resultados a corto plazo como objetivos. Se debe destinar m√°s tiempo a comunicar las implicancias negativas de esta ofensiva creando nuevos espacios de di√°logo para promover el entendimiento”, indic√≥.

Un ejemplo de los riesgos de la responsabilidad a corto plazo es que la ayude se utilice para ofrecer vacunas, mientras se ignoran violaciones de derechos humanos, un espacio en la que los resultados de una intervención se ven a largo plazo.

Expertos remarcaron la necesidad de avanzar para lograr la efectividad de la ayuda en Busan, a fin de combatir el aumento de problemas de desarrollo, como la emergencia de nuevos actores en un contexto de desilusión por los resultados de los billones de dólares gastados en exterior.

Los métodos para contrarrestar eso incluyen la urgente necesidad de supervisar y difundir historias de logros en materia de mutua responsabilidad, como ganar la confianza de comunidades que suelen sentirse ignoradas en los debates sobre la ayuda.

Un ejemplo de ello ocurrió en Etiopía. La Protección de Servicios Básicos, lanzada por el Estado en 2006, contó con el apoyo de 11 donantes, y se prevé que reciba asistencia del fondo del Banco Mundial para países de bajos ingresos.

El programa, que cuenta con la estrecha colaboraci√≥n de organizaciones de la sociedad civil, mejor√≥ la calidad de servicios p√ļblicos como la educaci√≥n, la salud, la agricultura, el agua y el saneamiento y la construcci√≥n de caminos rurales para cumplir con los¬†Objetivos de Desarrollo de las Naciones Unidas para el Milenio. La inmunizaci√≥n infantil aument√≥ de 70 por ciento, en 2005, a 82 por ciento, en 2010.

Una evaluación externa de las nuevas medidas reveló que la ciudadanía tiene más confianza en la ayuda y mayor consciencia sobre sus derechos.

Chang Hyun-sik, experto del Ministerio de Finanzas de Corea del Sur, resumió la experiencia de su país de pasar de ser beneficiario a donante. La responsabilidad y la participación local han sido la clave del éxito.

“La asistencia estadounidense desempe√Ī√≥ un papel vital en el desarrollo de Corea del Sur y la lecci√≥n aprendida de nuestra experiencia es que lo logramos explicando nuestros objetivos nacionales. Esa es la forma de actuar”, remarc√≥.

Hasta este jueves 1 de diciembre, unos 2.000 delegados revisan los avances en las mejoras sobre la efectividad de la ayuda, antes de fijar los compromisos hacia un nuevo paradigma de desarrollo.

Leave a Reply

Busan and Durban | News from the other negotiation

  • Mainstreaming gender in aid effectiveness   Aid effectiveness and financing for development

  • With the support of

    UN WOMEN  OECD - Enabling effective development - Development Co-operation Directorate (DCD-DAC)
    Civil Society voices for Better Aid    Open Forum for CSO Development Effectiveness  
     

    EXTERNAL LINKS

    • 4th. High Level Forum on Aid Effectiveness

    SOCIAL MEDIA

  •  
  • @ipsnews 8173 followers